7 de abril de 2009

¿Quién dijo que era fácil encontrar empleo teniendo una discapacidad?


Me encontré en un blog acerca de empleo con una entrada llamada ¿Quien dijo que era fácil encontrar empleo teniendo una discapacidad?, en el una persona con discapacidad relata sus impresiones sobre la situación laboral de las personas con discapacidad siendo una de ellas. Al parecer El Salvador no es el único ejemplo.
La entrada esta buenísima y muy realista. Me limito a copiar textualmente:

¿Quien dijo que era fácil encontrar empleo teniendo una discapacidad?

Cuando acabé la carrera, recuerdo que la primera pregunta que me hacía la gente al enterarse era: ¿Y ahora qué vas a hacer? (típica pregunta que se suele hacer a los recién licenciados, cuando la respuesta es evidente), por lo que mi respuesta era la típica también: Buscar empleo. A lo que muchos de ellos respondían: Ah bueno, pero vosotros lo tenéis más fácil.
Ahí, justo en ese momento, notas cómo te va subiendo la sangre a la cabeza y te entra una mala leche que no te queda otro remedio que controlar (más que nada para que no se confirme el tópico de “los discapacitados tienen muy mal carácter”), y entonces piensas: ¿En qué mundo vive esta gente?, ¿desde cuándo nosotros los “discas” (como suelo abreviarlo yo) tenemos más facilidades que los “no-discas” en buscar empleo?
Cuando te empiezan a ver roja saltan: No, si lo digo porque como os reservan plazas pues tenéis eso asegurado… Y entonces te preguntas: ¿Ah sí?, ¿dónde?
Aquí llega el momento de matizar las cosas: Sí, es cierto que hay una ley que obliga a las empresas de más de 50 empleados a que el 2% de su plantilla quede cubierta por empleados con discapacidad. ¿Pero realmente esto se cumple? La respuesta, por desgracia, es “casi nunca”.
Según un estudio realizado por la Universidad Carlos III de Madrid (UC3M), hay varios motivos por los que las personas con discapacidad se encuentran en esta situación de desventaja en el mercado laboral. Por ejemplo, existen discriminación y prejuicios en función de la discapacidad, así como desigualdades salariales, que se agudizan según el género.
Lo peor no es que no se cumpla la ley (que por supuesto debería cumplirse), sino las respuestas de la gente que viven en el mundo de Yupi y se creen que para los “discas” no es difícil encontrar empleo, cuando la realidad es justamente lo contrario y si no, sólo hace falta echar un vistazo a las tasas de paro en personas con discapacidad, que según el estudio de la UC3M se estima que tan sólo un 24 por ciento de las personas con discapacidad severa y un 46 por ciento de aquellas que tienen una discapacidad moderada en la Unión Europea se encuentran trabajando, frente a un 62 por ciento de personas sin discapacidad que trabajan.
Vistas así las cosas, quien diga que las personas con discapacidad lo tenemos fácil definitivamente no sabe lo que dice… Eso sí, estoy segura que pronto las cosas en cuanto a empleo se refiere mejorarán para las personas con discapacidad, aunque en la mayor parte de los casos será por el aspecto legal o económico (recibirán sanciones y denuncias en caso de no cumplirlo) y en el menor de los casos, por la propia valía de la persona con discapacidad. Es triste, pero es así… Aún así, ¡no pierdo la esperanza!

Blog: Blog del Empleo de Universiablogs
Autor: Desconocido

4 comentarios:

  1. Me ausento una semana y ya tienes varias entradas nuevas... Muy bien... Has trabajado mucho estos días...

    ResponderEliminar
  2. Si para un "no-discas" es difícil conseguir empleo, naturalmente se le hará mucho más complicado a un "discas"...

    Esta entrada la asimilo con una que subiste en enero: Ley de Equiparación de Oportuniodades... en el Art. 2, numeral 2; y en el Art. 24. claro que está referida a la población salvadoreña y el ejm de arriba es español (por el lenguaje), supongo... De cualquier manera lo mismo concluímos: la desigualdad del sector empresarial al no cumplir la Ley respecto a las personas discapacitadas...

    F. Susanita =)

    ResponderEliminar
  3. Este es un tema muy interesante y de tomarse en cuenta para tratar de hacer algo.......justamente aqui en el salvador, tenemos problemas de desempleo, y no se diga para las personas con discapacidad; se puede observar en cada semaforo, arriba del trasporte colectivo y en pasarelas o paradas, pidiendo para comer!......son contados los lugares que los integran a la sociedad(por ejemplo: hipermall, las cascadas)......es muy dificil ver esto, porque TODOS merecemos una oportunidad!!!

    carito.

    ResponderEliminar
  4. Tiene razón Susanita, pues aunque la Ley de equiparación de oportunidades sea de El Salvador, así los otros países también tienen sus leyes con respecto a las personas con discapacidad y como ya sabemos... aquí y en todas partes, las personas con discapacidad tienen pocas posibilidades en cuato a lo laboral, ya que, ni aun con las leyes logran una inserción laboral.
    Esperamos que esta situación mejore, aunque sea así como lo dice la entrada... Con denuncias y sanciones.

    ResponderEliminar

Gracias por sus comentarios.
No olviden poner su nombre y su país